31 ene. 2007

LA IMPROPIEDAD DEL NOMBRE PROPIO

Su nombre (el de aquel objeto mío de deseo, bueno, el de usted también), es más mío que suyo. Lo trasciende, y guarda en él esa angustia suya por ser finito. En tanto yo lo hago presente, poseo a través de su nombre su propia muerte, su ausencia. He ahí otra transgresión.

Fragmento de una clase de Antropología Simbólica a propósito del nombre propio:

Profesor:

... entonces, estar muerto en vida es...

Yo (en off):

En efecto, tener nombre, no?

Profesor:

Tener nombre.


(tssssss, qué crudo gueeeeee)

24 ene. 2007

EL COLMO DE LA "FALOCRACIA"

PARE DE SUFRIR, MEJOR MEROLEE (Etnografía alterna)

El viernes (día de “liberación” o lo que es lo mismo exorcismos) fui a Pare de Sufrir gueee, esta mérol muuuuuuuuy mérol, ora sí que el mero mérol.

Es tan mérol, que se parece a un concierto mérol:

El del micrófono gritaba y el publico se contorsionaba.

Habían movimientos violentos entre el publico

De pronto, al publico le caía un liquido que olía muy mal y era pegajoso (lalala)

Los “pastores” hablaban como Moon-Ra: “antiguos espíritus del mal....... transformen este cuerpo decadente”....

Alguien en el escenario dijo ser ¡Satán!

......................La única diferencia es que al final aquí te sentías con ganas de caipiriña y zamba y te cobran por bendecir tu cartera.

ADVERTENCIA: ningún animal fue lastimado durante la celebración de la ceremonia.